10/Mar/2022

#03

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Subscribe to our newsletter

*Requerido / required
Idioma / Language

Bioceres y su marcha a toda velocidad biológica

La firma argentina consigue alzas inéditas en sus ingresos, a medida que concentra sus esfuerzos en reducir el uso de químicos en los cultivos y promover inoculantes, fertilizantes y estimulantes de origen bacterial.

F. Aldunate M.

“Estamos en llamas”. Esta es una de las maneras en que Federico Trucco sintetiza el veloz crecimiento que atraviesa su empresa y que quedó plasmado en los resultados del último trimestre de 2021. El presidente ejecutivo (CEO) de Bioceres, la firma argentina de insumos agrícolas y semillas, presentó ante analistas de mercado las recientes cifras de crecimiento y sus explicaciones repitieron una y otra vez un concepto: los biológicos. 

 “Nos estamos moviendo a toda velocidad biológica”, señaló, explicando que los productos biológicos están empujando la presencia global y los márgenes de la compañía. 

La firma, cuyas acciones cotizan en la Bolsa de Nueva York desde marzo de 2019, registró ventas por US$ 92,7 millones entre inicios de octubre y fines de diciembre del año pasado. Se trata de un alza inédita de 90% en su primera línea. Sus ganancias en el período fueron de US$10,8 millones. Un alza de 400% frente al mismo período comparable. 

Si bien la expansión de la compañía basada junto al centro sojero de Rosario fue transversal en sus tres líneas de negocios –semillas y productos integrados, protección de cultivos y nutrición de cultivos-, fueron estos dos últimos donde las cifras se dispararon: las ventas de productos de control saltaron 74,5% hasta los US$ 47,3 millones en el trimestre, mientras que nutrición lo hizo en 218,5%, hasta US$ 29,3 millones.  

Con ello, sus ventas anuales llegaron a US$ 262 millones, con un alza de 56% para los 12 meses de 2021. Un crecimiento destacado incluso en un segmento de alto crecimiento como es el de los insumos biológicos para la agricultura. 

En la conferencia con analistas, Trucco agregó que el crecimiento además fue acompañado de una diversificación de mercados. “Estamos muy orgullosos de informar que nuestro crecimiento combinado en Europa y América del Norte y que llegó a 146 % año tras año, coloca a estas importantes geografías en al menos el 10 % de nuestros ingresos globales; un gran paso en nuestra estrategia de diversificación internacional”, señala Trucco. “Los biológicos son nuestro producto más internacional”.

Ciencia externa

El dinamismo de Bioceres se da pese a que no tiene ningún laboratorio de ciencia básica donde realizar investigación biológica que derive en el próximo biopesticida o biofertilizante. En vez de eso, la firma ha preferido desarrollar un modelo en aproveche la investigación disponible en centros estatales, universidades e instituciones privadas que se dispersan en su país de origen. 

“Argentina tiene un volumen de instituciones de investigación y estudios biológicos de alto nivel, y que tienen buenas conexiones con las empresas”, explica un vocero de la compañía. “Buscamos acuerdos benéficos con los científicos que crean la tecnología, y nosotros la traducimos en un producto comercial”. Agrega que los laboratorios con que cuenta la compañía son para etapas de desarrollo posteriores para los productos. 

Bioceres cuenta además con el catálogo de productos de Rizobacter, la empresa argentina de la que compró el 50% en 2015 y en la que aumentó su participación al 80% en 2019.  Esta tiene en su en 2020 que desarrolló todo uh catálogo de productos basados en  Rizobacteria, una bacteria asociada a las raíces y que puede tener distintos efectos el crecimiento de la planta. Es el caso de bioestimulantes, la firma tiene una solución basada en Rizobacteria de Promoción de Crecimiento de la Planta (PGPR, por sus siglas en inglés) y que actúa disolviendo el fósforo del suelo y que comercializa tanto para trigos, como girasol y soya. 

Además, la firma tiene acuerdos de comercialización con Syngenta y con las francesas De Sangossey Florimond Desprez. “Nosotros introducimos su tecnología en Argentina, ellos con eso nos ayudan a conseguir que nuestros productos lleguen a otras partes del mundo a través de sus canales de distribución”, señala.

Más asesoría, menor precio

En el crecimiento de 2021, Bioceres sacó provecho de su posicionamiento en cultivos extensivos, como soya, trigo o maíz, para crecer junto a la expansión en las hectáreas dedicadas a la soya en Europa. No obstante, no solo se trató de eso. Ante consultas de Biologicals Latam, la firma explica que el alza fue también el resultado de un cambio en la estructura comercial, en donde fortalecieron los equipos para ventas consultivas y una reducción de precios en los productos biológicos para aumentar la base de clientes. “Hace un tiempo, nuestro precio para biofertilizantes era un poco  más alto que el de los competidores, pero decidimos ir por un precio más competitivo”, señalan la compañía. 

Esta venta consultiva y reducción de precios se vio fuertemente favorecida por el alza en el costo de los fertilizantes químicos tradicionales. “El alza del fertilizante tradicional subió mucho y lo dejó a un valor equivalente al de naturaleza biológica, lo que ha hecho que muchos opten por la opción biológica”, dicen en la compañía. “Si bien es un tema de coyuntura de mercado, creemos que muchos agricultores se seguirán por la opción biológica una vez que perciban sus beneficios; se mantendrán una vez que perciban que contaminan menos y que generan mayor rendimiento”. 

El crecimiento en ventas ha ido acompañado de aumentos en la rentabilidad, debido a los mayores márgenes que otorgan los productos biológicos. “El margen en estos productos pueden llegar al 60%”, señaló Federico Trucco ante analistas, comparando con las alternativas químicas que están en un margen de 25-35%. 

La firma no publica el porcentaje de su negocio que corresponde a productos de origen biológico ni químicos, pero señalan que los primeros son los que han impulsado el veloz crecimiento reciente. 

La traza del girasol

Fundada en 2001 por un grupo de agricultores que buscaban aumentar el rendimiento de sus cultivos, Bioceres se hizo un nombre en la venta de insumos para la soya –cultivo en el que tienen el 24% del mercado mundial de inoculantes- y por el desarrollo de semillas modificadas de cultivos extensivos que tienen alta resistencia a la sequía. Estas se presentan bajo el nombre de HB4, que es el acrónimo de la traza genética que toman del girasol y que les ha permitido transmitir esa propiedad a la soya y al trigo. La soya HB4 ya está autorizada para ser comercializada en varios países, pero el trigo está recién en desarrollo incipiente, solo con una aprobación por parte del gobierno argentino y que convirtió al país en 2020 en el primero del mundo en autorizar trigo modificado genéticamente. 

Bioceres no inicia aún la comercialización de este trigo puesto que está a la espera de que Brasil, destino del 80% de la producción argentina de este cereal, apruebe sus importaciones. En noviembre, el gigante sudamericano dio un paso importante al permitir el ingreso de la harina en base a este trigo, aunque no aún el grano en sí.  La firma contrató recientemente al científico brasileño Alexandre García, para que lidere su operación global de semillas y que sumó ventas de unos US$ 38 millones durante 2021. 

Si bien el desarrollo del negocio HB4 es prioritario para la compañía, por ahora la actividad está enfocada en biocontrol y nutrición, en donde se concentra su oferta biológica y que ofrecen principalmente en paquete, o packs, con soluciones completas basadas en distintos productos. 

Menos químicos

Su foco en los últimos años, señalan, ha estado en el desarrollo comercial de soluciones biológicas para cultivos extensivos, así como en productos que reducen la tasa de uso de químicos convencionales. “Tal es el caso de nuestro extenso portafolio de adyuvantes que, a pesar de no ser una solución biológica, ayudan a los agricultores a reducir la tasa de uso de químicos hasta en un 15%”, dice una vocera de la firma ante consultas de Biologicals Latam.  “Otro ejemplo son nuestros fertilizantes microgranulados que, a pesar de utilizar como materia prima nitrógeno convencional y MAP/DAP, consiguen el mismo nivel de eficacia que los fertilizantes convencionales pero utilizando sólo una cuarta parte del volumen, evitando la contaminación del agua y reduciendo las emisiones de CO2 por el lado de la logística”. 

El mercado ha creído en el modelo. Desde los US$ 4,90 que valía su acción en su salida a bolsa a mediados de marzo de 2019, sus últimos valores están en US$ 14,60.  Un alza de 200% en tres años, aunque gran parte de ello se concentró en los dos primeros años. Para Trucco, el CEO de la firma, la síntesis es simple. “Quiero decir, sin rodeos, que estamos en llamas y encantados de estarlo”, dijo en la conferencia. “Ojalá podamos seguir ofreciendo actuaciones similares en los próximos trimestres”.

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Subscribe to our newsletter

*Requerido / required
Idioma / Language

Sobre nosotros

Para solicitar más información o enviar comunicados sobre biológicos, escríbanos a contact@biologicalslatam.com.   

Biologicals Latam es un newsletter quincenal de Redagrícola para informar de manera especializada de la intensa actividad que se está llevando a cabo en el espacio de los bioinsumos para la producción agrícola. Esta publicación en español e inglés es complemento de las series de cursos y conferencias que este grupo de medios realiza en torno al tema.